Comida diseñada desde una aplicación móvil

La cocina se reinventa gracias a la tecnología, pudiendo elaborar platos completos en una máquina y compartirlos en las redes sociales

Jose Manuel Sanrodri

El mundo de la gastronomía también se está uniendo a la innovación tecnológica, prueba de ello es que ya hay empresas que han patentado máquinas capaces de imprimir un elaborado plato. El ejemplo lo tenemos en España con la start-up, Natural Machines y su criatura a la que han llamado “Foodini”.  La idea de estos emprendedores catalanes surgió cuando vieron como funcionaba Just Make, el primer centro de impresión 3D online/offline de España.

La impresora que inventaron trabaja con cápsulas de 120 centímetros cúbicos, llegando a almacenar hasta cinco ingredientes a la vez. Como si fuese una manga pastelera, coloca los alimentos en capas hasta reproducir lo que se ha diseñado. A través de aplicaciones móviles y una pantalla táctil, se eligen recetas prediseñadas o se esboza una idea propia de un plato original y te lo deposita en la bandeja. Foodini a diferencia de la impresora Chefjet 3D diseñada por el equipo de científicos de la Universidad de Columbia, en Estados Unidos, sí resuelve el problema del cocinado adaptando un componente de calor por infrarrojos incorporado en el mecanismo de salida de la máquina. Así, se ha logrado que los ingredientes sean guisados a distintas temperaturas, no obstante, es posible que se vea muy pronto una versión mejorada de la impresora Foodini.

Las posibilidades de la tridimensionalidad de los alimentos ya tiene hasta un restaurante, se abrió en Londres y su menú es exclusivo para bolsillos pudientes. La particularidad del restaurante Food Ink es que el concepto de la impresión 3D no sólo lo han llevado a la mesa, también su mobiliario y sus cubiertos están realizados con esta tecnología.

Josep Manel Sánchez

Impresora tomada en la Feria del Empleo en la Era Digital de Madrid 2016

Se prevé que en unos años estas máquinas sustituyan a los robots de cocina que conocemos, o aparatos electrónicos, e incluso el microondas. Sin embargo, la impresora 3D será una herramienta más en nuestras cocinas. En lo que sí ha supuesto una revolución gastronómica es en la llamada cocina de autor y la alta cocina, ya que estos se sienten privilegiados por disponer de un utensilio que les facilita la experimentación culinaria.

Aunque este tipo de tecnología ha hecho pensar que cuando se comercialice para uso doméstico reemplazará a la comida convencional, eso es más que probable que no ocurra ya que estaremos en una combinación de lo tradicional con lo tecnológico. Para que una impresora 3D prepare un cocido como el que hacen nuestras madres o abuelas, todavía tendríamos que esperar mucho tiempo, por ahora, se puede ver cómo estas máquinas calculan las cantidades exactas sin perder el valor nutricional de los alimentos.

Comida impresa en el espacio

Las agencias espaciales ya están desarrollando su propia impresora para que los astronautas se puedan imprimir su propia comida en el espacio. La funcionalidad de este avance técnico en las impresoras, sustituyendo el material plástico por materias alimenticias, ha hecho cambiar el concepto que se tenía en la preparación de un plato de comida.

Hasta el momento, alimentos sólidos como un chuletón o una pieza de pescado tal y como los vemos en el supermercado, será complicado que los copien, pero esta tecnología está en pañales y quizás no tardemos en verlos salir del artilugio a la mesa, sin tener que matar a un animal o ir a pescarlo.

Imagen destacada: foodink.io

 

Anuncios

4 comentarios en “Comida diseñada desde una aplicación móvil

  1. Por un lado, es muy interesante pero me sigue pareciendo una curiosidad o aplicable a situaciones tan específicas como la alimentación en el espacio. A mi no me gusta cocinar pero prefiero comer un buen plato tradicional a fuego lento que esta invención que a la vez que llama la atención me da cierto reparo.

    Me gusta

    • Pues mi querida Sel, en unos años cuando este tipo de impresoras empiecen a ser más comerciales, sucederá como con el microondas, será un utensilio más en nuestras cocinas. Con ellas podremos elaborar cualquier cosa que nos planteemos, ya que las posibilidades son muchas y variadas. Cuando eso suceda, ya no te resultará tan sorprendente. Tengo un articulo sobre impresoras 3D en que no sólo se pueden hacer objetos por capas, sino también órganos. Quizás en breve lo publique en DPAM.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s